La inquietante teoría de Coraline y la puerta secreta que te hará ver el final con otros ojos

La inquietante teoría de Coraline y la puerta secreta que te hará ver el final con otros ojos

Coraline y la puerta secreta es una de las películas más aclamadas y particulares del cine de animación, y eso se debe a que juega entre el género infantil y de terror. Y existe una teoría que cambia por completo la percepción que teníamos de su final. ¡Mira!

Victoria Muzio

Victoria Muzio

El cine de animación ha contado con grandes películas que fascinaron tanto a la crítica como al público, y no caben dudas de que una de las más memorables es Coraline y la puerta secreta (Coraline), el filme de 2009 dirigido por Henry Selick y basado en la novela homónima escrita por Neil Gaiman. 

Recordemos que la historia gira en torno a Coraline, una niña que se muda junto a su familia al Palacio Rosa, una enorme casa que ha sido dividida en varios departamentos. Con sus padres sumidos en trabajo y sin nada divertido por hacer, Coraline descubre una pequeña puerta en el living de su casa, la cual está sellada por ladrillos.

Mira el tráiler de Coraline y la puerta secreta:

Sin embargo, una noche la puerta vuelve a abrirse, y en lugar de ladrillos, Coraline descubre un túnel que la lleva a una réplica de su mundo pero donde todo parece ser más entretenido. Incluso sus padres están allí, con la diferencia de que en sus ojos llevan botones. Al principio, todo parece ser color de rosas, pero la joven rápidamente descubrirá el siniestro secreto que esconde aquel mundo de ensueño.

Coraline y la puerta secreta se convirtió en todo un éxito, tanto entre la crítica como entre el público. A su vez, muchos recuerdan a la película por su tono y estética de terror, y para muchos, fue una película que marcó su infancia, tanto positiva como negativamente. Sea como sea, se trata de una cinta que no dejó al público indiferente, y su historia siempre resultó de lo más fascinante.

Coraline y la puerta secreta fue muy aclamada por la crítica. Foto: Laika 

Tal es así, que existe una teoría que plantea que su final no es tan feliz como parece, y que en realidad, esconde un lado mucho más perturbador. Como muchos recordarán, al final de la misma, Coraline logra derrotar a La otra madre y escapar de su mundo, volviendo a su realidad y con sus verdaderos padres.

Sin embargo, esta teoría plantea que en realidad, Coraline nunca escapó y que aún sigue siendo víctima de las manipulaciones de La otra madre. Esta parte analizando el hecho de que al final, el mundo real de Coraline es mucho más colorido, algo que va en contraposición de lo que vemos al principio, donde el Palacio Rosa y sus alrededores poseen colores más apagados y grises. Todo de repente se vuelve más feliz.

La teoría plantea que Coraline nunca escapó de La otra madre. Foto: Laika

De esta manera, la teoría afirma que en lugar de volver a su mundo real, Coraline termina entrando en otra dimensión creada por La otra madre. A su vez, recordemos que la bruja tiene la habilidad de transformar su apariencia e incluso hacer desaparecer los botones de sus ojos, por lo que tranquilamente podría ser ella la que se hace pasar por la verdadera madre de Coraline. 

Pero el detalle que vuelve esta teoría más inquietante, y que podría llegar incluso a confirmarla, es que al final de la cinta, podemos ver a Gato, desaparecer junto al cartel del Palacio Rosa. ¿Y cuál es el único lugar en el que el animal puede desaparecer y teletransportarse? ¡En el otro mundo! Por lo que eso indicaría que, efectivamente, Coraline nunca pudo escapar de La otra madre, y aún continúa atrapada en un mundo ajeno al verdadero.

Coraline seguiría atrapada en El otro mundo según esta teoría. Foto: Laika

Definitivamente se trata de una teoría sumamente interesante y que demostraría que su historia es siniestra de principio a fin. Aún así, en el libro de Neil Gaiman, nunca se hace mención de la posibilidad de que Coraline quede atrapada en el Otro mundo, por lo que solo queda a libre interpretación del público. 

Temas