Así iba a ser la película de El padrino protagonizada por Sylvester Stallone

Así iba a ser la película de El padrino protagonizada por Sylvester Stallone

Hoy en día, la trilogía de El padrino es una de las más importantes del cine, y pocos saben que una de sus entregas estuvo muy cerca de ser protagonizada por Sylvester Stallone. ¡Enterate de los detalles!

Victoria Muzio

Victoria Muzio

A lo largo de la historia del cine han surgido decenas de películas que resultan imposibles de olvidar, ya sea por la época en la que se realizaron, la historia que cuentan o simplemente por las personas que formaron parte de ella. Y por muchos motivos, no podemos negar que uno de los filmes más relevantes de la historia es El padrino.

Dirigida por Francis Ford Coppola y estrenada en 1972, la cinta se encargaba de adaptar el aclamado libro homónimo de Mario Puzo, en donde se narra la historia de vida de la familia Corleone, liderada por su patriarca, Vito, quien emigró desde Italia para convertirse en uno de los jefes criminales más respetados de Nueva York. Decidido a encontrar un sucesor, Vito decide encomendar la tarea a Michael, su hijo menor.

Mira el tráiler de El padrino:

Al día de hoy, El padrino es considerada, no solo como una de las mejores películas del género criminal, sino del cine en general. La misma contó con el protagonismo de Al Pacino, Marlon Brandon, James Caan, Robert Duvall, John Cazale, Diane Keaton y Talia Shire, entre muchos otros, y fue tal su éxito y aclamación, que de ella nació una trilogía.

El padrino II llegó en 1974, y muchos la consideran como una de las mejores secuelas realizadas, logrando incluso superar a su predecesora. Por otro lado, en 1990 se estrenó El padrino III, la cual ofrecía una conclusión a la trilogía pero que no logró obtener el mismo nivel de aclamación de parte del público y la crítica, por lo cual es considerada la peor de las tres entregas.

El padrino III no fue la mejor entrega de la trilogía. Foto: Paramount Pictures

Lo que pocos saben, es que El padrino III estuvo cerca de ser muy diferente, pues pudo haber contado con la participación de Sylvester Stallone. Hacia finales de los 70 y principios de los 80, el estudio Paramount se encontraba interesado en realizar una continuación a las dos películas, algo que hasta el propio Francis Ford Coppola rechazaba, pues consideraba que la historia había finalizado en un buen lugar. 

Fue así como el nombre de Stallone apareció en el camino. El actor, quien acababa de consolidarse en la industria gracias al éxito de Rocky, estrenada en 1976, no solo había demostrado sus dotes para la actuación, sino también para la escritura y la dirección, al punto de que acababa de colocarse detrás de Sobreviviendo (Staying Alive), secuela de Fiebre de sábado por la noche, estrenada en 1983.

Sylvester Stallone estuvo cerca de dirigir y protagonizar El padrino III. Foto: United Artists

Stallone siempre había tenido interés en la saga El padrino, al punto de que audicionó en varias ocasiones para obtener un rol en la primera película (incluso como extra), pero terminó siendo rechazado. Por eso cuando Paramount se le presentó ofreciéndole no solo que la protagonizara, sino también que la dirigiera, no dudó en comenzar a planearlo todo.

Las ideas del actor eran claras: “Así como las otras dos películas de El padrino fueron brillantes, esta tiene que ser diferente. Tiene que lidiar con una era distina” manifestó Stallone en aquella ocasión. De esta manera, su idea era que la historia se ambientara 20 años después que la saga original y explorara el sindicato criminal actual. 

El padrino III, la más floja de la trilogía:

Si bien nunca se llegó a confirmar, los planes de Paramount era tener a Stallone como protagonista de la historia y junto a él, a John Travolta en el rol de Anthony, el hijo de Michael. Y si bien existían otros directores considerados para dirigir el filme, como Michael Mann, Warren Beatty y Martin Scorsese, Stallone eran un sólido candidato para la tarea.

Eventualmente, todos estos planes cayeron, y en 1988, tras varios años de persuasión, Francis Ford Coppola accedió a dirigir el filme. El resto es historia, los actores regresaron a sus roles icónicos, y allí conocimos la conclusión que pasó a la historia; un Michael Corleone agotado que intenta encontrar un sucesor digno de dirigir el imperio que él mismo heredó tantos años atrás.

Temas