La desgarradora navidad que Kate Middleton pasó llorando en soledad

La desgarradora navidad que Kate Middleton pasó llorando en soledad

La princesa supo vivir una de las fiestas más complejas, lejos de su marido el príncipe William, que puso a la relación en peligro. En aquel entonces, todo el reino estaba atento a la decisión del gran heredero.

Redacción QueVer

El conflicto entre el príncipe Harry y su hermano el príncipe William por la partida del más joven de la corona británica, parece no tener fin. Esto es algo que mantiene al Palacio de Buckingham en vilo, incluso a una de sus principales apuntadas, Kate Middleton, la futura reina de Inglaterra.

El principal punto de discusión siempre fue el matrimonio del más pequeño de los hijos de Lady Di con la actriz Meghan Markle, la cual nunca fue aceptado por el resto de la familia real.

El alejamiento del príncipe Harry, es un golpe dura para su hermano William y su mujer. 

Esto desencadenó en el abandono del hermano del príncipe William y su esposa, de la Corona Real, para instalarse junto a su pareja en Hollywood, a donde actualmente residen, algo que fue completamente reprobado por Williams y su esposa Kate Middleton

Y esta navidad, con la familia separada, es algo que caló hondo en Buckingham. Sin embargo, el libro The making of a royal romance, de la autora Katie Nicholl, revela que esta no fue la peor navidad de la pareja real. 

Al parecer, en 2006, cuando el príncipe William y su actual esposa aún eran solo novios, Kate Middleton no podía pasar Nochebuena en el palacio con toda la familia por las leyes que dictan las tradiciones. Es por esto que el hijo más grande de Lady Di le prometió que pasaría la previa navideña con ella. 

La pareja estuvo a punto de romper en 2007. 

Lamentablemente, según el libro, el heredero canceló los planes a último momento y, por si fuera poco, al día siguiente, llamó a su novia y le dijo que no estaba seguro sobre su relación. "Guillermo tenía dudas y se sentó con su padre y su abuela para tener una conversación sincera sobre su futuro con Kate. Ambos le aconsejaron que no se apresurara", cuenta Nicholl. 

Semanas más tarde, en los primeros días de 2007, la pareja decidió romper. Para suerte de todos, la ruptura no dudó mucho y tan solo días después, se los vio a los besos en una fiesta en un cuartel de Bovington en Dorset.

Temas