Los errores que muy pocos notaron en Godzilla Minus One

Los errores que muy pocos notaron en Godzilla Minus One

Los espectadores más atentos han descubierto una serie de fallos en la aclamada película de ciencia ficción que llegó hace unos días a Netflix.

Kevin Maroto

Kevin Maroto

La película Godzilla Minus One llegó casi sin aviso a Netflix y rápidamente se ha ubicado entre lo más visto del servicio de streaming en gran cantidad de países.

Sin embargo, detrás de las impresionantes escenas de destrucción y el rugido icónico del monstruo, la película presenta una serie de errores que no han pasado desapercibidos entre los espectadores más atentos.

Uno de los errores más evidentes ocurre durante una escena aérea donde se observa a un piloto japonés aterrizar su avión aún con una bomba activa adherida. Contrario a los procedimientos normales que exigen desechar cualquier munición antes de aterrizar para evitar detonaciones accidentales, este detalle ha dejado perplejos a los conocedores de protocolos militares.

Mirá el tráiler de Godzilla Minus One

Además, la película incurre en un error de traducción cuando el avión de Shikishima, claramente impulsado por hélices, es descrito en los subtítulos en inglés como un jet. Este fallo ha molestado a muchos espectadores que notaron la incongruencia entre lo visual y lo textual.

Otro desliz notable se presenta en las escenas de acción donde el avión de Shikishima se detiene completamente después de usar solo 100 pies de pista, una distancia demasiado corta para cualquier aeronave, exacerbando la falta de realismo en una secuencia crítica.

Los espectadores más atentos han detectado algunos errores en Godzilla Minus One

Los errores continúan en el terreno de los efectos especiales, particularmente durante la rampante destrucción de Tokio. Es posible observar a dobles de CGI comenzando a flotar debido a errores de animación, rompiendo la inmersión en momentos claves del caos urbano.

Godzilla Minus One se mantiene entre las películas más vistas de Netflix

Finalmente, a nivel histórico y cultural, la película toma libertades que han sido mal recibidas. Por ejemplo, retrata a los pilotos kamikaze como basados en portaviones, cuando en realidad pertenecían a la Marina japonesa y estaban confinados a sus aeronaves, destinados a morir con honor. La película falla al capturar este trágico aspecto de la historia japonesa, lo que ha sido visto como una simplificación y malinterpretación de eventos históricos complejos.

A pesar de su sorprendente éxito, Godzilla Minus One ha demostrado que incluso las mejores películas no son inmunes a los fallos cinematográficos. Estos errores, desde los técnicos hasta los históricos, suelen ser detectados por los espectadores más atentos.

Temas