A más de 30 años de su estreno, Steven Spielberg reveló los secretos de la La lista de Schindler

A más de 30 años de su estreno, Steven Spielberg reveló los secretos de la La lista de Schindler

La lista de Schindler es considerada una de las películas más importantes de la historia, y a más de 30 años de su estreno, su director Steven Spielberg se sentó a recordar cómo fue el proceso para llevarla a la pantalla, y reveló detalles nunca antes contados.

Victoria Muzio

Victoria Muzio

Podemos mencionar varias películas que al día de hoy resultan sumamente interesantes y relevantes para la audiencia, y no podemos negar que La lista de Schindler, el clásico de Steven Spielberg, resulta de gran importancia, especialmente para la comunidad judía y para recordar uno de los momentos más terribles de nuestra historia mundial.

Estrenada en 1993, La lista de Schindler se basa en la novela El arca de Schindler, del escritor australiano Thomas Keneally, y se encarga de contar la verdadera historia del empresario alemán Oskar Schindler, interpretado por Liam Neeson. Schindler era miembro del Partido Nazi, y a pesar de esto, llevó a cabo un costoso y elaborado plan que le permitió salvar a más de mil judíos del Holocausto.

Mira el tráiler de La lista de Schindler:

La lista de Schindler fue un gran éxito, no solo en taquilla, sino entre la crítica, quien la catalogó como una película sumamente relevante para entender lo que fue una de las masacres más terroríficas de una guerra. No solo se llevó a casa el Premio Oscar a Mejor película, sino que también le valio a Spielberg su primer Oscar a Mejor director. Adicionalmente, se impuso en las categorías de Mejor guión adaptado, Mejor fotografía, Mejor banda sonora, Mejor montaje y Mejor diseño de producción. 

Y ahora, a más de 30 años de su estreno, Steven Spielberg se reunió con los productores y protagonistas Liam Neeson, Ralph Fiennes y Ben Kingsley para recordar cómo fue el arduo proceso de producir la película. Sin ir más lejos, pasaron 10 años hasta que el cineasta pudo dirigirla, y en medio, tuvo que hacer muchos sacrificios.

Steven Spielberg junto a Ralph Fiennes, Ben Kingsley y Liam Neeson. Foto: Pinterest

Ya en 1982 se le había ofrecido la oportunidad de adaptar el libro pero Spielberg, quien venía de dirigir Indiana Jones y los cazadores del arca perdida y E.T., el extraterrestre, no consideraba tener la madurez para dirigir un proyecto tan importante y maduro como era La lista de Schindler, por lo que comenzó a ofrecerle el rol de dirección a otros cineastas.

Fue así como el proyecto cayó en manos de Martin Scorsese, y Spielberg en su lugar optó por realizar una adaptación de Cabo de miedo. Sin embargo, Scorsese aún se encontraba algo sensible por las reacciones mixtas que había recibido La última tentación de Cristo, y como no quería seguir dañando a la comunidad judía, consultó a los productores si no existía la posibilidad de intercambiar proyectos con Spielberg. El resto es historia, Martin Scorsese llevó a cabo una excelente adaptación de Cabo de miedo, y Spielberg hizo historia con su relato del Holocausto.

El filme contó con una fotografía impactante y actuaciones inolvidables. Foto: Universal Pictures

Pero eso no fue todo, pues pocas semanas antes de comenzar el rodaje, el gran Billy Wilder, director de grandes éxitos del cine clásico como Sabrina, Una Eva y dos Adanes, El ocaso de una vida y Piso de soltero, contactó a Spielberg para pedirle dirigir la película. Wilder, quien era un judío nacido en Polonia, consideraba que La lista de Schindler era una historia que debía contar, pero lo mismo sentía Spielberg, quien la llamaba “un proyecto pasional”. Y a tan solo tres semanas de filmar, con el elenco elegido y todo preparado, Wilder entendió que ya era tarde.

Otra curiosidad que reveló Spielberg sobre la creación del filme fue que cuando comenzó a planear La lista de Schindler, se encontraba en plena producción de otra de sus películas más aclamadas: Parque jurásico. La película ya había sido filmada, pero aún quedaba pendiente hacer el corte final y las mezclas de sonido y color, y el estudio no estaba nada feliz de que Spielberg hiciera estas tareas desde Europa.

La lista de Schindler es un clásico que todo el mundo debería ver. Foto: Universal Pictures

Fue entonces cuando el cineasta contactó a su gran amigo y colaborador George Lucas, y a escondidas del estudio, el creador de Star Wars se encargó de terminar Jurassic Park mientras Spielberg emprendía camino a Europa para enfocarse en La lista de Schindler. Todo salió a la perfección, y ambas películas fueron un rotundo éxito.

En cuanto al rodaje del filme, se trató de una experiencia completamente nueva para Spielberg, pues no era una película cualquiera, sino un proyecto que realmente le importaba a él como judío y que consideraba que debía ser importante y respetuosa para toda la comunidad. De esta manera, el director reveló que fue un rodaje muy duro, y que “emocionalmente, fue lo más difícil que tuve que hacer como cineasta”.

Spielberg eligió a Liam Neeson porque quería actores europeos y ninguna "estrella de cine". Foto: Universal Pictures

Al día de hoy, Steven Spielberg está más que orgulloso de la película que hizo, al punto de que la considera la mejor película de su filmografía. La misma le permitió hacerse del Oscar, un premio al que había estado nominado en muchas ocasiones pero que aún no había tenido la oportunidad de recibir, y que cuando lo hizo, fue uno de los mejores momentos de su vida, pues qué mejor que recibir el premio más prestigioso de Hollywood por un proyecto tan importante y personal.

Actualmente La lista de Schindler se encuentra disponible en HBO Max.

Temas