La trágica historia del niño de Star Wars que lo llevó a desaparecer por completo del cine

La trágica historia del niño de Star Wars que lo llevó a desaparecer por completo del cine

Jake Lloyd interpretó a un joven Anakin Skywalker pero lleva toda su vida luchando con su salud mental. Estos últimos días su madre ofreció una actualización positiva.

Martina Ruffo Vicino

Jake Lloyd interpretó al joven Anakin Skywalker en Star Wars: Episodio I - La amenaza fantasma cuando tenía ocho años. Prometía convertirse en una gran estrella infantil pero la vida le jugó una mala pasada y tuvo que retirarse de la actuación. Su vida se vio atravesada por problemas de salud mental y durante años fue un misterio para los fans de la saga de George Lucas.

Luego de ponerse la túnica de el joven elegido, las cosas no salieron de la manera triunfante que se esperaba. El niño recibió diversas críticas por su “inexpresividad” y sufrió burlas y acoso durante años. La experiencia que arrancó como un sueño, se convirtió para él en una gran pesadilla.

Ahora tiene 34 años y su madre, quién lo ha acompañado durante todo el recorrido de su vida, salió a contar su historia. En una entrevista con Scripps News, Lisa Lloyd brindó un panorama de los años que transcurrieron desde la aparición del niño en Tatooine y compartió detalles de la dura lucha de su hijo con la enfermedad mental, la tragedia familiar aunque también explicó que se encuentra más esperanzada que nunca. 

Jake interpretó a Anakin Skywalker de niño en 1999. Foto: Lucasfilm.

"Jake empezó a tener algunos problemas en la escuela secundaria", recordó Lisa en referencia al primer momento en que notó que la personalidad de su hijo cambiaba. "Empezó a hablar de 'realidades'. No sabía si estaba en esta realidad o en una realidad diferente. Realmente no sabía exactamente qué decir a eso". Un día, después de la escuela, Lisa le preguntó a su hijo si había terminado su tarea. "Y él dijo: 'Bueno, ni siquiera sé si necesito hacerlo'. No sé en qué realidad estoy'", dijo. "Y yo dije: 'Bueno, hoy estás en mi realidad, así que tienes que hacer tu tarea'".

En un primer momento, los médicos sugirieron que podría tener trastorno bipolar. Probaron diferentes medicamentos para tratar sus síntomas, pero ella dice que nada funcionó. Jake se graduó de la escuela secundaria y asistió por un período de tiempo a la escuela de arte donde expresó que veía cosas como personas con "ojos negros" mirándolo en la calle y haber tenido conversaciones nocturnas con el presentador del "Daily Show", Jon Stewart, a través de su televisor.

La respuesta final de su condición llegó luego de visitar a diversos terapeutas y psiquiatras: esquizofrenia paranoide. El diagnóstico lo sumió en una profunda depresión. Pero esto no fue lo único que lo afectó, luego de un tiempo se descubrió que sufría de una condición que empeoraba la enfermedad original: anosognosia, un síntoma de algunas enfermedades neurodegenerativas que consiste en la incapacidad de reconocer los déficits característicos de una enfermedad.

Antes de Star Wars, Jake participó en El Regalo Prometido junto a Arnold Schwarzenegger. Foto:     20th Century Fox.

Desde ese momento la familia tuvo que enfrentar diversas situaciones derivadas de la enfermedad como la lucha constante para que el joven asistiera al médico, tomara sus medicamentos o incluso los 10 meses de cárcel que tuvo que atravesar luego de  una persecución por varios condados antes de estrellar su auto. Esta situación se agravó en 2018, cuando la hermana menor de Jake, que en ese momento tenía 26 años, murió mientras dormía por causas naturales.

En 2023 Jake Llyod sufrió lo que puede considerarse el punto culmine hasta el momento en su recorrido junto a la enfermedad. Mientras conducía, sufrió un brote psicótico que lo llevó a provocar un embotellamiento en la ruta. Como consecuencia, el actor fue ingresado en un hospital ese día y posteriormente fue transferido a un programa para pacientes internados en un centro de rehabilitación de salud mental. En este momento lleva atravesando 10 de los 18 meses de estadía que le fue indicados.

La buena noticia, según expresó su madre, es que desde que está allí ha mostrado una notable mejora en su vida gracias a la terapia y los tratamientos. "Le está yendo mucho mejor de lo que esperaba", dijo Lisa. “Se está relacionando mejor con la gente y se está volviendo un poco más sociable, lo cual es realmente agradable. Es como recuperar más del viejo Jake, porque siempre fue increíblemente sociable hasta que se volvió esquizofrénico". Además, Lisa destacó que Jake está comenzando a entender su condición y por primera vez se encuentra entusiasmado con salir y celebrar fiestas.

Jake y Lisa Llyod en la actualidad. Foto: Scripps News.

Su relación con la saga Star Wars luego de su participación

Muchos podrán pensar que Jake Lloyd podría tener algún tipo de resentimiento con las películas luego de su mala experiencia. La realidad, sin embargo, es completamente lo contrario.  Su madre contó que sigue siendo un gran admirador de la historia que tiene lugar en una galaxia muy, muy lejana y que incluso ha estado viendo nuevos lanzamientos como la serie Ahsoka en Disney+.

Durante muchos años surgió el rumor de que el alejamiento del niño de la actuación y de la saga se debió a la avalancha de reacciones negativas en su contra pero su madre señaló que esto era falso. "Habría sucedido de todos modos", explicó Lisa, señalando un historial de esquizofrenia en el lado de la familia de su padre biológico. Además señaló que como madre lo protegió de los comentarios y que el niño se encontraba detrás de una vitrina donde no llegaban los brazos tóxicos de la película.

"La gente dice que renunció por 'Star Wars'. Bueno, eso no es cierto. No tuvo nada que ver con 'Star Wars'. Tenía más que ver con nuestra familia. Y estábamos pasando por un divorcio", agregó Lloyd. "Las cosas estaban inestables y un poco difíciles. Y Jake ya no parecía divertirse mucho haciendo la audición". La mujer indicó que es poco probable que vuelva a alguna entrega futura de la serie pero que las esperanzas por un futuro mejor para el joven han florecido fuertemente.

Temas